Repudiamos la detención de Iván Bordón y exigimos su inmediata liberación

Desde la Mesa Nacional de Nuevo Encuentro repudiamos la arbitraria detención de nuestro compañero, el abogado Iván Bordón, quien fue encarcelado en la localidad santafesina de Tostado, mientras acompañaba el reclamo de un grupo de campesinos que fueron desalojados de sus tierras.

Exigimos, además, su inmediata libertad y la de todas y todos los pequeños productores rurales apresados. La detención de Bordón y sus defendidos se da en un contexto de permanente estigmatización al pueblo campesino, que se agrava día a día con situaciones de violencia institucional, persecución y amedrentamiento, con el único objetivo de acallar a quienes reclaman por su derecho a la tierra.

A su vez, junto a distintos organismos de Derechos Humanos, solicitamos a la Justicia que investigue a fondo las condiciones en las que se produjo la detención de Bordón, quien habría sido sometido a una brutal golpiza y torturas por parte de las fuerzas policiales. Gravísimos hechos de violencia institucional similares a los que sufrieron anteriormente los campesinos de la familia Clavero que él defiende, al momento de ser despojados de sus viviendas.

Sabbatella: “El Gobierno se comprometió con el FMI a profundizar el ajuste y quiere a las FFAA para frenar el reclamo popular”

“Involucrar a las Fuerzas Armadas en la seguridad interior es ilegal; si Macri concreta lo que anunció va a enfrentar no solo la condena social y política, sino que va a incurrir en un delito, por violar las leyes de Defensa Nacional, Seguridad Interior e Inteligencia”, señaló Martín Sabbatella desde la movilización convocada por organismos de Derechos Humanos en repudio a la desición del Gobierno de implicar a las Fuerzas Armadas en tareas de seguridad interior.

“No hay ninguna posibilidad de cambiar la misión de las FFAA sin pasar por el Congreso de la Nación. Es ilegal y demuestra tanto el desapego de este Gobierno a la Democracia, la República y las leyes, como su decisión de avanzar con el ajuste a como de lugar, incluso militarizando las calles”, opinó Sabbatella.

“No hay que olvidarse que este es el Gobierno que odia las manifestaciones callejeras; el Gobierno que golpeó con bastones y persigue con gases a abuelos que protestaron contra la reforma previsional; el que reprimió a operarios, maestras y científicos despedidos y el que persiguió hasta la muerte a Santiago Maldonado y Rafael Nahuel. Es el Gobierno que impulsó el encarcelamiento sin causa de Carlos Zannini o Amado Boudou y el que alienta las mentiras por las que está presa Milagro Sala”, puntualizó el dirigente de Unidad Ciudadana.

“Es falso que el objetivo sea combatir el narcotráfico. Este Gobierno no solo demostró en dos años y medio de gestión que ese no es un tema que realmente les preocupe, sino que además es sabido que se trata de una experiencia que fracasó en todos los países donde se implementó. El único motivo por el que Mauricio Macri quiere cambiar la misión de las Fuerzas Armadas y volcarlas a la “seguridad interior” es la persecución y la represión de los sectores populares y sus representantes. El Gobierno se comprometió con el FMI a hacer más profundo el ajuste y a no permitir que el descontento social se manifieste y ponga en riesgo su plan de desigualdad. Para eso quiere a las FFAA”.

Finalmente, el dirigente de Unidad Ciudadana destacó que “pese a la embestida macrista, no tenemos dudas de que, con la fuerza del pueblo organizado, en 2019 Argentina va a volver al camino de crecimiento con distribución de la riqueza, con independencia de los especuladores financieros y con un Estado que se preocupe en incluir e integrar, en lugar de excluir y reprimir”.

Sabbatella: “El objetivo de Macri es profundizar la persecución y represión de los sectores populares”

“El único motivo por el que Mauricio Macri quiere cambiar la misión de las Fuerzas Armadas y volcarlas a la «seguridad interior» es la persecución y la represión de los sectores populares y sus representantes. El Gobierno se comprometió con el FMI a hacer más profundo el ajuste y a no permitir que el descontento social se manifieste y ponga en riesgo su plan de desigualdad. Para eso quiere a las FFAA”, sostuvo desde las redes sociales el titular de Nuevo Encuentro, Martín Sabbatella, en referencia a los recientes anuncios del presidente Macri sobre reformas en las Fuerzas Armadas para que colaboren en tareas de seguridad interior.

“Con este nuevo capítulo, Macri degrada un poco más la Democracia. Lo viene haciendo con la quita de derechos a los sectores populares, con la manipulación de la opinión pública a través de los medios cómplices, con la sistemática eliminación de voces críticas, con el copamiento de las instituciones estatales, con la naturalización de la corrupción que involucra a todo Cambiemos, con el control del Poder Judicial y con la persecución, el encarcelamiento y la represión a quienes sufren y resisten el ajuste”, opinó Sabbatella.

“Pero Argentina puede volver a un camino de crecimiento con distribución de la riqueza, con independencia de los especuladores financieros y con un Estado que se preocupe en incluir e integrar, en lugar de excluir y reprimir. Podemos y vamos a reconstruir la esperanza y organizar el futuro, para construir una Argentina para todos y todas”, concluyó el dirigente de Unidad Ciudadana.

Sabbatella: “Vidal es la máxima responsable y el silencio de Clarín no podrá tapar la verdad”

“La gobernadora Vidal premia a una funcionaria directamente denunciada por lavado de dinero en las campañas de Cambiemos. ¿Por qué no espera a que la Justicia investigue? Si la tesorera de Cambiemos, María Fernanda Inza, no es una de las responsables del escándalo de los aportantes truchos, ¿por qué Vidal la pone al frente de la Contaduría General y no espera que antes de esclarezca la estafa que la involucra? ¿Le paga la fidelidad? ¿Le compra el silencio?”, sostuvo esta mañana el titular de Nuevo Encuentro Martín Sabbatella, en relación a las denuncias de lavado de dinero y falsificación de datos en los gastos de campaña de Cambiemos en la provincia de Buenos, conocidos a partir de una investigación periodística.

“Día a día se conocen más nombres de supuestos aportantes de Cambiemos que confiesan no haber puesto ni un peso en esas campañas. Si ellos no lo hicieron: ¿qué nombres fueron escondidos? ¿Quién pagó realmente las campañas millonarias de Vidal, Graciela Ocaña o Esteban Bullrich?”, cuestionó Sabbatella a través de sus redes sociales y agregó que “es muy importante conocer quiénes figuran como aportantes y no lo fueron. Pero el tema central es saber quiénes sí fueron aportantes y se los escondió. Porque hay algo indudable: si hay plata oscura en las campañas, luego hay políticas oscuras para devolverla. Si hay empresarios que consiguen beneficios indebidos luego devuelven favores con financiamiento indebido. Por eso es fundamental la transparencia absoluta del financiamiento. Todos deberían demostrar claramente cómo se financian. En mi opinión, no debería haber ningún financiamiento privado a los partidos”.

Además, Sabbatella resaltó la diferencia entre el abordaje del caso Vidal y el que enfrentó su partido Nuevo Encuentro a partir de falsas denuncias motorizadas por el Grupo Clarín sobre aportes de militantes. Hechos que fueron totalmente desestimados por la Justicia en todas sus instancias, luego de un proceso judicial de tres años, que estuvo acompañado por una brutal estigmatización mediática. “Este caso demuestra nuevamente la doble vara. Nosotros fuimos escrachados durante tres años seguidos y denunciados porque, como militantes, aportamos para financiar nuestra fuerza política. Obviamente, la denuncia terminó desechada, porque nuestro financiamiento es legal, voluntario y transparente. Nos difamaron con falsas denuncias que sin duda calan en parte de la sociedad. Lo hicieron en los mismos medios que hoy callan el escándalo de Vidal y los aportantes truchos de Cambiemos. Pero el silencio de Clarín no puede tapar la verdad”.

“Vidal es la máxima responsable. Cuenta con blindaje mediático. Esperemos que esta vez la Justicia no ayude a esconder delitos”, concluyó el dirigente kirchnerista.

Sabbatella: “El Pueblo no va a permitir que el Gobierno entregue el futuro de la Patria al FMI”

“Cada vez es más potente el rechazo del Pueblo a un Gobierno que le causa un daño gravísimo a nuestra Patria. El modelo neocolonialista que hoy gobierna nuestro país eligió celebrar un nuevo aniversario de nuestra independencia con la vuelta al FMI; una decisión que va a contramano de quienes, a lo largo de la historia argentina, defendieron la soberanía económica, la independencia política y la justicia social”, sostuvo esta tarde el titular de Nuevo Encuentro Martín Sabbatella, desde el multitudinario acto que se llevó a cabo en la Av. 9 de Julio de la Ciudad de Buenos Aires, convocado por organizaciones sociales, partidos políticos, organismos de Derechos Humanos y referentes de la cultura, bajo el lema “La Patria no se rinde”.

“Hoy somos cientos de miles en este acto en la 9 de Julio, y muchos y muchas más en distintas plazas de todo el país, quienes salimos a la calle para defender nuestra independencia y expresar el rechazo al acuerdo con el Fondo y a las políticas macristas de ajuste y saqueo. Está claro que el Pueblo no va a permitir que se entregue el futuro de la Patria al FMI”, sostuvo Sabbatella.

“Ya nadie puede dudar de cuáles eran las verdaderas intenciones de Mauricio Macri detrás de las propuestas de cambio que prometía en campaña. Este Gobierno de ricos para ricos, que sumergió al país en una gigantesca crisis y que no hace más que profundizar el ajuste, destruyó el aparato productivo nacional y logró un retroceso feroz en la calidad de vida de la mayoría de las y los argentinos. Porque Cambiemos no solo avanzó contra los sectores populares, que son sin duda los más afectados, sino que también arremetió brutalmente contra la clase media que cada vez está más empobrecida y sin futuro”, afirmó el dirigente kirchnerista.

“Pero el pueblo argentino, con su enorme historia de lucha y conquista, no se rendirá frente a la embestida neoliberal del macrismo. Por el contrario, cada vez seremos más y más las y los que nos uniremos para ponerle un freno definitivo a este Gobierno”, sostuvo Sabbatella y concluyó que “el descontento social crece; incluso de parte de quienes los votaron y hoy se sienten estafados y decepcionados. Por eso, desde la oposición tenemos la responsabilidad de construir una propuesta que convoque a la mayoría, que vuelva a enamorar y recupere la esperanza de volver al país que incluya a todos y todas. Estamos convencidos de que ese es el camino y que en 2019 se va a imponer en las urnas la voluntad popular contra este modelo de hambre y pobreza que instaló Mauricio Macri”.

La Patria no se rinde. Fuera FMI

“Oíd el ruido de rotas cadenas”, proclamaba aquella marcha patriótica nacida al calor de las batallas libradas por una generación de hombres y mujeres que regaron con su sangre el suelo de nuestra Patria Grande para alcanzar su definitiva independencia.

No hubo angustia en aquel Congreso de Tucumán. Hubo conciencia política y sentido de responsabilidad histórica. Hubo decisión, de los congresales llegados desde los confines de la Patria, de proclamar la independencia de las “Provincias Unidas en Sud América”. El 9 de Julio de 1816 se alimentaba el sueño de una Patria Grande y libre de toda dominación extranjera.

202 años después, nosotras y nosotros, hombres y mujeres de la Patria, nos movilizamos con un sueño inalterable, el mismo que empujara a San Martín a lanzar aquella proclama que hoy, cuando la Patria está en peligro, sigue constituyendo una agenda cargada de futuro: “Seamos Libres, que lo demás no importa nada”. Por eso es que no titubeamos al gritar a los cuatro vientos que LA PATRIA NO SE RINDE.

Rompamos las cadenas que nos impone el acuerdo alcanzado por el gobierno de Mauricio Macri con el Fondo Monetario Internacional, que sólo le ofrecen a nuestro pueblo, un destino de miseria planificada.

Rompamos las cadenas de un ciclo veloz y brutal de endeudamiento externo, que pretende condenar a generaciones de argentinas y argentinos a seguir pagando los negocios que están haciendo unos pocos. La deuda externa contraída por el gobierno de Mauricio Macri es ilegal e ilegítima, ha tenido como destino exclusivo engrosar los balances de un puñado de grandes corporaciones. Que la paguen ellos, y no vengan nunca más a recurrir al sacrificio de los humildes y explotados.

Hoy gobiernan los agentes financieros de las corporaciones extranjeras, gobiernan los especuladores que hacen de la riqueza generada por las trabajadoras y los trabajadores un botín para alimentar la evasión, la fuga de capitales y la timba financiera. Poner fin a la especulación, nos demanda avanzar hacia la nacionalización de nuestra banca, perseguir a los evasores que multiplican sus ingresos en cuentas radicadas en guaridas fiscales extranjeras, controlar el cambio y recuperar por parte del Estado la dirección del crédito hacia el desarrollo de la industria, la producción y las economías populares.

Rompamos las cadenas de la dependencia económica que nos pretenden imponer con el desmantelamiento de nuestra industria y la destrucción del aparato productivo y solidario de nuestras economías regionales. Hay que frenar la libre importación, hay que detener los acuerdos de libre comercio que mendiga Mauricio Macri y los gerentes que gobiernan por Estados Unidos y Europa, hay que defender nuestras pequeñas y medianas empresas de la ofensiva de las grandes corporaciones.

Debemos avanzar hacia la nacionalización del comercio exterior, para que un puñado de multinacionales no transforme nuestra riqueza en un asiento contable en las ganancias que registran sus balances.

Rompamos las cadenas de la colonización británica sobre nuestro territorio en las Islas Malvinas, porque soberanía es recuperar lo nuestro. Denunciemos hasta romper el pacto Foradori Duncan, los acuerdos de Madrid, que significan un retroceso en nuestro siempre vigente reclamo sobre la tierra en la que se derramó la sangre heroica de nuestros combatientes. Nuestro territorio no puede ser prenda de negociación con los piratas que lo usurparon.

Exijamos mantener viva la búsqueda de los 44 tripulantes del ARA San Juan, sus familias y el pueblo en su conjunto merecemos conocer la verdad. Las Fuerzas Armadas tienen la responsabilidad institucional de defender nuestra Soberanía, rechazamos enérgicamente la voluntad del Gobierno de utilizarlas para la seguridad interior.-

Rompamos las cadenas de la apropiación sistemática de nuestros recursos estratégicos en manos de empresas multinacionales, frenemos la extranjerización de nuestra tierra y su concentración para beneficio exclusivo del poder económico. Los recursos de nuestro suelo, subsuelo y espacio aéreo son propiedad de la Nación. Nuestros pueblos originarios han sufrido la apropiación de sus tierras ancestrales, nuestros campesinos padecen el desplazamientos sistemáticos al ritmo en que la economía se concentra en pocas manos.

Rompamos las cadenas que nos pretenden imponer los patrones, que alientan desde el gobierno una reforma laboral que intenta retroceder cien años en los derechos conquistados por la lucha de las trabajadoras y los trabajadores del país. Debemos conquistar en paritarias libres una victoria sobre la devaluación generada por los especuladores que gobiernan, que ha disparado una inflación que está licuando nuestro salario.

Debemos sepultar la infame reforma previsional que destrozó la movilidad ascendente de nuestras jubiladas y nuestros jubilados; es necesario actualizar el ingreso popular y recuperar los programas de empleo que este gobierno terminó transformando en planes sociales.

Rompamos las cadenas del ajuste miserable sobre las tarifas de los servicios públicos. El gobierno pretende que financiemos las ganancias exhorbitantes de las empresas cuyos gerentes asaltaron el Ministerio de Energía; hay que frenar el tarifazo para poder recuperar en manos del Estado los servicios públicos esenciales que constituyen un derecho humano para todo aquel o aquella que habite nuestro suelo.

Rompamos las cadenas del olvido porque un pueblo sin memoria no puede conquistar su futuro. 30.000 compañeras y compañeros fueron desaparecidos por resistir a la dictadura cívico militar y a un programa económico idéntico al que lleva adelante el gobierno de Mauricio Macri; nuestra historia está forjada sobre la memoria de fusilados, torturados y asesinados en la larga conquista de nuestra independencia. Nuestro presente está marcado por más de quinientos, bebes apropiados en la dictadura y más de 300 que seguimos buscando para que recuperen su identidad. Debemos luchar para que haya más abrazos de abuelas y nietos. Alcanzar la justicia, para que el único destino de los genocidas sea la cárcel común, perpetua y efectiva, para que no permanezcan impunes los asesinatos de Santiago Maldonado y Rafael Nahuel, para que de forma inmediata recuperen la libertad todas y todos los presos políticos de la Argentina. Desmantelar la corporación judicial, para alcanzar la Justicia, nos acerca a nuestro sueño de libertad.

Rompamos las cadenas del patriarcado para que nunca más nadie se atreva a decidir sobre el destino individual y colectivo de las mujeres, para que nunca más el derecho a la paridad de género en términos culturales, económicos, políticos y sociales, sea una agenda secundaria de nuestro proyecto colectivo hacia la construcción de una Patria más justa libre e igualitaria.

Rompamos las cadenas de la barbarie que pretende embrutecer a las mayorías populares destruyendo la educación pública y gratuita. Defendamos a nuestras docentes, a sus organizaciones gremiales. Forjemos una universidad al servicio del pueblo, en éste, el centenario de la Reforma.

Rompamos las cadenas del pensamiento único impuesto por las grandes corporaciones que hacen negocios con la comunicación. Democratizar la palabra para levantar la voz y gritar bien fuerte que la mentira y la desinformación son una soga en el cuello de la democracia.

Rompamos las cadenas del cinismo y la hipocresía. Mauricio Macri ha llegado al gobierno mintiendo escandalosamente, traicionando la voluntad de sus votantes, transformando la democracia en un fraudulento oportunismo electoralista. Defendamos la política como herramienta transformadora, defendamos la organización popular como el camino para alcanzar nuestros sueños.

Lo hemos dicho el 25 de Mayo, y lo reafirmamos hoy: somos un pueblo digno y con mucha memoria. Asumimos con profunda responsabilidad histórica seguir luchando hasta alcanzar nuestra definitiva independencia.

Nos hemos movilizado una vez más, porque el pueblo en la calle decide, y decidimos hoy, reafirmar nuestro compromiso de construir entre todas y todos la Patria que soñamos.

Por eso, una vez más gritamos: ¡LA PATRIA NO SE RINDE!

Militamos porque queremos y creemos. No porque las élites nos dejen

Otra vez la violencia política. Otra vez, las brigadas antiderechos tuvieron vía libre para expresar su odio contra quienes construimos y militamos por una Democracia plena de Derechos.

En la última semana, varios locales de Nuevo Encuentro -en el conurbano y la Ciudad Autónoma de Buenos Aires- fueron escrachados con consignas y amenazas en contra del proyecto de ley de legalización del aborto, que está siendo debatido en el Congreso y que tenemos el orgullo de impulsar. El reflujo autoritario no es aislado, ni fruto de algún grupo marginal o inorgánico; se enmarca en un continuo de agresiones contra la militancia y las organizaciones populares que se multiplicaron desde la llegada de Mauricio Macri al Gobierno nacional. Disparos contra militantes; pintadas, incendios y roturas de locales partidarios; amenazas y escraches contra quienes reclaman y critican; represión a manifestantes; extorsión y difamación a sindicalistas y organizaciones gremiales; cercenamiento de la libertad de expresión; prisión injusta y persecución mediática y judicial a exfuncionaries y dirigentes populares y hasta el asesinato u hostigamiento hasta la muerte de jóvenes militantes como Rafael Nahuel o Santiago Maldonado. Todo eso y mucho más logró Cambiemos en menos de tres años de control del Estado para impedir la resistencia al proceso de saqueo, negociados y consagración de la desigualdad emprendido por las élites el 10 de diciembre de 2015.

El debate por la legalización del aborto no es un hecho tangencial ni separado de la confrontación entre quienes queremos una Argentina con inclusión y equidad y quienes abogan por mayores privilegios y desigualdad social. El derecho de las mujeres a decidir sobre sus propios cuerpos fue sistemáticamente negado por los mismos sectores que favorecen al capital concentrado, especulativo y saqueador de bolsillos laburantes y recursos nacionales. Una Argentina plena de derechos para todes, con mayor participación y debate democrático, con aceptación y respeto al disenso, con reglas claras e igualitarias que favorezcan la posibilidad de que nadie quede a la intemperie ni privade de oportunidades que otres tienen, es el modelo de país que desprecian y van a combatir quienes tienen lo que no les corresponde. Entre ellos y ellas, quienes se creen dueños y dueñas de la potestad de decidir sobre los cuerpos y los destinos de las mujeres, travestis, lesbianas y trans, y en consecuencia agreden y persiguen a quienes militamos la ampliación de derechos.

Lejos de su deseo, cada agresión, cada insulto, cada escrache, cada amenaza de les antiderechos nos impulsa a más; a más militancia, a más resistencia, a más compromiso, a más esfuerzo. No peleamos porque las élites nos dejan. No habitamos con cuerpos y palabras las calles, los locales, las plazas, las universidades, las bancas en consejos deliberantes, legislaturas o el Congreso porque los poderosos y sus cómplices nos lo permiten. Lo hacemos a pesar de ellos y ellas, lo hicimos y lo haremos porque subsiste la injusticia, porque queremos y creemos, porque heredamos, sembramos, gestamos y multiplicamos el sueño de una Patria para todos, todas, todes. Aunque les pese.

Mónica Macha: “Queremos que los créditos UVA sean un incentivo y no un problema para quienes lo toman”

La diputada nacional por Unidad Ciudadana, Mónica Macha, presentó un proyecto de Ley que propone cambios en la reglamentación de los créditos UVA: “Estamos proponiendo que las actualizaciones en las cuotas de los créditos UVA no puedan en ningún caso superar los aumentos salariales. Creemos que no es justo que sea quien toma el crédito el que asuma todo el riesgo. Los bancos también deberían asumir una parte de la responsabilidad resignando algo de sus márgenes de ganancia, más aun, teniendo en cuenta el ritmo de la inflación y el retraso que están sufriendo los salarios”.

En ese sentido uno de los artículos del proyecto propone que el valor de la Unidad de Valor Adquisitivo (UVA) sea actualizado mediante la aplicación del Coeficiente de Estabilización de Referencia (CER) o según la variación del Coeficiente de Variación Salarial (CVS), el que sea menor.

“Creemos que esta modificación es esencial para que las personas que acceden a este crédito no vean comprometido su futuro económico llegando incluso al caso de que el salario no les alcance para pagar la cuota”, subrayó Macha, quien agregó: “Teniendo en cuenta que las cuotas de este tipo de crédito se indexan según la inflación y que no se están registrando recomposiciones salariales acordes al proceso inflacionario, la reglamentación actual compromete gravemente el futuro económico de quienes toman el crédito”.

“Si esta iniciativa es aprobada, lograremos que los aumentos en las cuotas de los créditos no superen en ningún caso a los aumentos salariales. Los créditos UVA deben ser un incentivo y no pueden ser un problema aún mayor para quienes acceden a esa modalidad de préstamo”.

Sabbatella: “Carrió cree que el sector social más pobre debe vivir de las sobras de quienes todavía pueden comer afuera”

“La diputada nacional oficialista Elisa Carrió recomienda a la clase media dar propinas. Lo plantea como una teoría económica que llama “un círculo de esfuerzo solidario”. Y, tal vez, su desprecio por el Pueblo, su desapego a la realidad que viven y padecen les pobres y también las capas medias de la sociedad, la lleve a creer sinceramente eso”, sostuvo el dirigente de Unidad Ciudadana Martín Sabbatella, en una columna de opinión publicada por El Destape, en referencia a las últimas declaraciones de la diputada de Cambiemos, Elisa Carrió, quien recomendó “dar propinas” y generar más trabajos informales como solución a la crisis.

“Ella (Carrió), como las damas de beneficencia del siglo pasado, cree que hay un sector social pobre que debe vivir de esas propinas, de las sobras del consumo de los sectores que todavía pueden tomar un café, ir a un restaurant o pedir comida afuera”, opinó Sabbatella y agregó: “Carrió, que alguna vez dijo representar a las clases medias y medias bajas, hoy guiña el ojo y se sonríe de costado para argumentar que es fundamental el “esfuerzo solidario” en forma de propina para que otros subsistan”.

“Para la diputada de Cambiemos los derechos a un ingreso digno, a una alimentación equilibrada, a una educación o una salud de calidad, ya no dependen de un Estado que los garantice -ocupado ahora de llenar los bolsillos de los funcionarios y familiares o de hacer del Grupo Clarín la principal corporación empresarial del país-, sino de que los pudientes dejen sobre las mesas del bar una décima o menos de lo que gastaron”, sostuvo el titular de Nuevo Encuentro.

“La siniestra teoría de Carrió, que en su burbuja ella llama “changa”, no tiene nada que ver con el círculo virtuoso de más producción nacional, más y mejor empleo, mejores salarios y condiciones de trabajo, más consumo popular, más reactivación económica, más exportación con valor agregado, mejor recaudación pública, mejores servicios y más crédito para el desarrollo, dijo Sabbatella y opinó que “el “círculo” que reivindica Carrió es más ajuste fiscal, menos producción nacional, más importaciones, menos empleo, menos salarios, más enfriamiento de la economía, más concentración, más pobreza, menos estado, menos servicios públicos, servicios privados más caros, más o igual beneficencia, propinas y limosnas”.

“No es un delirio. Es una filosofía política, una matriz ideológica y un modelo económico que funciona en los países más desiguales e injustos del planeta”, concluyó el dirigente de Unidad Ciudadana.

Sabbatella: “Pudimos transformar un lugar siniestro en un espacio abierto a la comunidad”

“El 1º de julio de 2000, en el Municipio de Morón inaugurábamos la Casa de la Memoria y la Vida, el primer sitio de la memoria instalado donde había funcionado un centro clandestino de detención y torturas –recordó hoy Martín Sabbatella-. Desde el 25 de mayo de 2003 hasta el 10 de diciembre de 2015, por decisión política de Néstor y Cristina, la recuperación de los ex centros clandestinos para el ejercicio de la Memoria y la búsqueda de la Verdad y la Justicia, se transformó en política del Estado nacional”. Hoy se cumplen 18 años de la apertura de ese primer espacio latinoamericano recuperado para la memoria colectiva, en Castelar.

“En la Casa de la Memoria y de la Vida late el recuerdo de quienes pelearon por una Patria más justa y democrática; un recuerdo que es cimiento del futuro que merecemos y que ocupa cada hora de nuestra militancia”, expresó el ex intendente de Morón y agregó: “Es un orgullo haber transformado ese lugar siniestro que fue la Mansión Seré en un espacio abierto a la comunidad en el que, al menos durante nuestro Gobierno, se recordó y homenajeó, pero sobre todo se promovieron los derechos humanos, la Democracia, la paz, la inclusión de todos y todas”.

“La Mansión Seré” o “Centro Atila” fue uno de los escenarios creados por la dictadura, bajo el control de la Fuerza Aérea, que contó también con otros espacios operativos y centros clandestinos en la zona, como “El Chalet”, en el Hospital Posadas de El Palomar, “La Casona” en la 1ª Brigada Aérea de esa misma localidad, la 7ª Brigada Aérea de Morón y la Regional de Inteligencia de Buenos Aires, también en la ciudad cabecera del Municipio. La recuperación de los cimientos de la Mansión Seré aportó importantes pruebas para la investigación judicial y posterior condena a quienes tuvieron a cargo la zona durante la dictadura militar.

“Es un lugar donde se impuso la muerte y hoy se impone la vida, a pesar de los intentos negacionistas y la reducción de los recursos públicos que habíamos destinado para integrar a la comunidad con su historia”, opinó Sabbatella quien recordó que “semanas antes de que Cambiemos asumiera el Gobierno del Municipio, en sintonía con lo que Macri decía públicamente, aparecieron pintadas sobre la Casa de la Memoria y la Vida, hablando del ‘curro de los derechos humanos’. Otra vez, fue la militancia de los organismos y de quienes abrazamos la Democracia la que se impuso a esos intentos de dinamitar y esconder la verdad”.